close

La época de definición y bajar de peso es el inicio de comenzar a ver todo tu trabajo realizado durante meses. La esperamos con ilusión, sobre todo cuando comienzas a sentirte entre esa delgada línea entre “fit” y “fat”.

Es especialmente dura para aquellas personas que no tienen que bajar únicamente dos o tres quilos de grasa, sino para aquellas que necesitan licuarse se muchos kilos.

Vamos al nutricionista, nos apuntamos al gimnasio, comenzamos con nuestra primera semana de dieta y todo va perfecto por que logramos bajar de peso. O eso creemos en un principio. Los primeros cambios no tardan en llegar…y la temida ansiedad, y la angustia, tampoco.

No descansamos por las noches, estamos de mal humor, discutimos, nos dan ataques de ansiedad y estrés y entonces arrasamos con la nevera porque nos sentimos deprimidos y vacíos.

Ponerse a dieta implica un estrés considerable para el sistema nervioso central.

Si tienes problemas normalmente de angustia, ansiedad, o tienes días de mucha tristeza con frecuencia, es necesario que apoyes tu dieta con un tratamiento para que tu sistema nervioso se dañe lo menos posible.

TRATAMIENTO NATURAL CONTRA LA DEPRESIÓN Y LA ANSIEDAD:

Los fármacos agreden de forma notable el funcionamiento de nuestro intestino. A parte de que pueden hacernos engordar en algunos casos y volvernos somnolientos y apagados durante el día. Siempre que podamos recurrir a un tratamiento natural, será mucho mejor.

El siguiente que os recomiendo no tiene efectos secundarios, no deja somnoliento y sobre todo, no interfiere con tu actividad deportiva. Acelera el metabolismo, ayuda a bajar de peso, es diurético, drenante y ayuda a eliminar esas toxinas que intentamos eliminar en nuestra etapa de definición:

-Hipérico: El hipérico o yerba de San Juan, se ha utilizado durante siglos de forma eficaz para tratar los estados depresivos. Se pueden tomar un máximo de 6 cápsulas de 550 mg cada día repartidas a lo largo de tus comidas.

Si estás pasando por un mal momento, prueba a tomarte un par de cápsulas con un vaso grande de agua. Te desaparecerá el malestar en cuestión de minutos.

Puedes encontrarlo también en bolsitas para infusiones y en planta para hacer cocimientos. Su precio es muy asequible; lo que lo hace al alcance de cualquiera.

Si utilizas anticonceptivos orales no debes tomarlas, puesto que puede disminuir su efecto. Por lo demás, sin problemas.

-Infusión sedante de amapola, azahar y pasiflora: La combinación de estas tres plantas funciona de maravilla. Es altamente sedante. Te lo recomiendo en especial antes de dormir, aunque puedes usarlo a cualquier hora de día.

-Cúrcuma: Esta magnífica especia tiene unos efectos antidepresivos potentísimos. Utilízalo para condimentar tu arroz integral, para darle sabor al pollo, a las lentejas…Y además tiene muchos más beneficios que puedes leer AQUÍ.

Puedes tomar una dosis diaria de 1,5 a 3 gramos diarios sin problemas. Particularmente yo lo consumo en polvo con un poco de agua en un vaso antes de dormir. Funciona como antinflamatorio; beneficia nuestro sistema digestivo y es muy útil para conseguir ese vientre plano y deshinchado que en especial las mujeres deseamos.

Hay muchas plantas que pueden ayudarnos a bajar de peso y sentirnos bien con nosotros mismos sin recurrir a la química. La naturaleza siempre nos provee de todo aquello que necesitamos, por algo siempre se dice que la naturaleza es sabia”.

Etiquetas: AdelgazarAnsiedadbajar de pesoDefiniciónDefinirPeder grasaPerder peso
Rebeca Crucera

Autor Rebeca Crucera

Pacense. Apasionada de la nutrición natural y del fitness. Ex-vegana y conocedora de regímenes nutricionales alternativos. Practicante de macrobiótica mediterránea. Conozco la medicina tradicional, parte de medicina china, ayurvédica y natural.

Deja un comentario