close
entrenamiento-nutricion

¿Cuántos habéis pensado que en Enero os vais a apuntar al gimnasio y os pondréis a dieta? Cierto que la intención es buena, pero hay que tener cuidado con lo que se hace, y más importante aún, !cómo se hace!. 

Todos sabemos que las prisas no son buenas y lo que en meses, o incluso para algunos años han acumulado, hay que darle tiempo al cuerpo para perderlo.

Primer paso

Está bien que te apuntes a cualquier gimnasio, siempre y cuando haya algún tipo de actividad que te guste, independientemente de que sirva mejor o peor para el objetivo que buscas, hay un principio más que claro que dice que si no nos gusta lo que hacemos, o no nos hace sentir bien, lo dejaremos más pronto que tarde.

El otro principio elemental que va a hacer que podamos prolongar ese hábito en el tiempo y conseguir una buena forma física será sentirnos competentes. Esto tiene que ver con algo tan simple como que aquello que sentimos que se nos da bien, y la gente en parte nos puede llegar a reconocer nuestro logro, nos va a servir de motivación para crear cierta adherencia a esa actividad.

Segundo paso

Volvemos al tema de las prisas, y esto tiene que ver con el sentido común, al que a veces no hacemos ni caso. Si hemos tenido a nuestro organismo durante tantísimo tiempo en “standby” y viviendo en modo acumulación, ¿por qué pensamos que es buena idea sacarle de esa zona de confort? ¿De verdad pensáis que vuestro cuerpo no se va a “quejar” de ninguna forma cuando le pongáis a correr, levantar pesas, ahora spinning, luego BodyCombat??? Pues claro que se va a quejar, y lo va a hacer de dos formas.

Una, la más habitual y fácil de reconocer, lesionandonos. Bien por una pequeña rotura de fibras, distensión, o simples molestias por sobrecargar a nuestro organismo falto de costumbre a tanta caña.

La otra, pero no menos importante, es porque podríais padecer un síndrome de sobreentrenamiento, y sabéis en que se traduce esto? Cansancio crónico, es decir, sentirse bajo de forma pese a que igual estáis entrenando menos que en otras ocasiones, pero vuestro organismo responde a todo lo acumulado previamente. Si todo esto no os ha concienciado aun a entrenar con cabeza y respetando los descansos, aquí el primer susto, entrenar mas de la cuenta puede hacernos engordar.

Igual ahora pensáis que es imposible, que esto está mal escrito, pero cuando sobrecargamos nuestro cuerpo, hay ocasiones en que nuestro organismo responde liberando una hormona llamada cortisol que puede llevarnos a acumular más grasa. Entonces, repetimos de nuevo, entrenar lo justo y descansar lo necesario.

Tercer paso

LA DIETA. 

¿Debo quitarme todas esas ricas comidas a las que mi cuerpo estaba acostumbrado? 

Obviamente, reducir fritos, dulces, comida basura y bebidas azucaradas va ayudarnos, pero si pasamos de comer en exceso y no hacer nada, a comer en defecto y gastar demasiado, el resultado será una “pájara” en cualquiera de los entrenamientos intensos (una clase de spinning) que realicemos. ¿La solución? Antes de ponernos exquisitos con lo que comemos y quitar de aquí y prohibir de allá, mejor estamos el primer mes acostumbrándonos a hacer actividad física, y cuando eso ocurra entonces jugamos a reducir hidratos aumentar proteínas y todas esas cosas que todos sabemos, pero sólo unos pocos realmente entienden bien.

El último consejo, y más teniendo en cuenta que la imagen que tienen de nosotros a veces es más importante incluso que la salud.

NO TE OBSESIONES. Si que es importante llevar un control, pesarse cada semana una vez, o usar la cinta métrica para medir contornos, pero si cuando lleves ya un tiempo perdiendo peso de repente te topas con que una semana has subido de peso, lo más probable es que algún músculo haya crecido, y tienen la mala costumbre de pesar más que la grasa, pero no te desanimes, con cambiar el entrenamiento o la dieta, todo se arregla. Sólo habrá que ajustar todo un poco más, pues el cuerpo tiene el mal hábito de acostumbrarse a lo que le damos y pedimos. ¿La conclusión?

“Lo que hemos dicho desde el principio, NO TENGAS PRISA”.

Autor: Iker Sánchez
Twitter: @isp90

Etiquetas: EntrenamientoNutriciónPrisasSobreentrenamiento
Víctor Martín

Autor Víctor Martín

CEO/Fundador de Atopedegym | Hablo sobre Fitness, Entrenamiento, Salud, Vida sana y Ciencia deportiva.

Deja un comentario