La flexibilidad: Un elemento fundamental de la condición física.

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

Cuando nos ponemos a evaluar nuestra condición física, tenemos que tener muy presente que, a parte de la capacidad aeróbica y de la fuerza, existe un tercer elemento con mucha más importancia del que realmente le damos, la flexibilidad.

APRENDIENDO REALMENTE QUE ES ESTIRAR

Raro es ver a un deportista estirar antes de una competición y solo unos pocos lo hacen una vez esa competición a terminado, las escusas son variadas, me duelen las piernas, no tengo ganas, luego estiraré, me quiero sentar… y así seguiríamos enumerando un sin fin de ellas, pero ¿cuáles son las mejoras que nos pueden aportar los estiramientos?

Estirarse es bueno para nuestro cuerpo, no solo porque nos ayuda a evitar lesiones (algo fundamental en cualquier deportista) sino porque también notaremos una mejor alineación del cuerpo y del equilibrio en general con los beneficios que eso conlleva tanto a nivel estructural como a nivel muscular y articular.

Pero ¿qué es exactamente la flexibilidad? es la capacidad que tienen las articulaciones para moverse en todo su rango de movimiento articular, o lo que se denomina ROM.

Debemos tener en cuenta que la flexibilidad esta sujeta a diversos factores que pueden modificarla, tales como:

   – La estructura articular: Digamos que esto tiene que ver con la genética. Hay personas que nacen con una estructura articular mucho más flexible que otras. Todo el tejido conjuntivo que forma dicha articulación (tendones, ligamentos, cápsula articular…) viene dado por la genética, de aquí una de las reglas básicas del cuerpo, la genética manda.

   – Tejido muscular y conjuntivo: Entran en juego los ligamentos, tendones y músculos que son los que a parte de guiar y permitir el movimiento de la articulación, limitan en cierto grado ese ROM, evitando que la articulación se vaya hacia cualquier lado. Podremos aumentar ese grado de ROM con un entrenamiento específico y bien diseñado pero hay que recordar que el grado de flexibilidad es limitado para cada persona.

   – Hiperlaxitud: Viene desde el nacimiento, hay personas que son más predispuestas a este tipo de cualidad en las articulaciones, su ROM articular es mucho mayor que en el resto de personas, de ahí que hay que tener cuidado si se entrena a una persona con este tipo de problema ya que si le sometemos a un programa de flexibilidad habitual sin antes hacerle un estudio podremos causarle lesiones graves.

   – Sexo: Por lo genera las mujeres son mucho mas flexibles que los hombres, sobre todo en el tronco, cadera y tobillos.

   – Temperatura: El ROM se ve afectado de manera positiva cuando incrementamos la temperatura del cuerpo. A mayor temperatura, mayor flexibilidad para una determinada zona.

– Nivel de actividad: Las personas que son activas tienden a ser mas flexibles que las inactivas.

Los estiramientos son uno de los ejercicios básicos para ganar flexibilidad poco a poco. Muchos libros hablan de las técnicas correctas de hacer estiramientos, de tipos de ejercicios … la verdad es que hay tantas técnicas de estiramientos como bebidas isotónicas puedan existir, pero la mayoría de los profesionales recomiendan dos técnicas básicas de estiramientos:

Los estiramientos en estático: es un estiramiento total lento y gradual de todo el ROM de una zona concreta, o lo que es lo mismo, estirar un músculo hasta que llegue a una posición máxima que notemos un punto de molestia y aguantar unos segundos en esa posición, normalmente de 15 a 30 segundos

Los estiramientos en dinámico: el estiramiento se consigue mediante movimientos activos similares a los que se vayan a hacer en la actividad , se suelen utilizar series y repeticiones para llevarlos a cabo. Este tipo de estiramientos además tienen unos beneficios añadidos como el aumentar la fuerza y servir de un precalentamiento aumentando la temperatura de la parte estirada.

La mejor técnica de estiramiento siempre ha sido y será un tema muy discutido.

Desde Atopedegym os recomendamos los estiramientos dinámicos para antes de la competición a modo de precalentamiento y los estiramientos estáticos para después de la competición o sesión de entrenamiento a modo de recuperación y relajación del cuerpo.

Compartir.

Sobre el Autor

Compaginar la vida del triatlón con la de tu vida laboral y personal no es fácil pero si se quiere todo es posible. Entrenador personal, actualmente estudiante de biomecánica, técnicas de entrenamiento modernas.

Deja un comentario